Aqui les mostramos los smartphones casi imposibles de reparar del 2016

Aqui les mostramos los smartphones casi imposibles de reparar del 2016

La gente de iFixit ha querido hacer un pequeño repaso de lo que ha dejado el 2016, y para ello nada mejor que mostrarlo de la forma que ellos mejor saben: destacando los mejores y peores teléfonos a la hora de hablar de lo fácil (o no) que resulta su reparación.

Un poco más abajo podrás ver la aclarativa tabla que han creado para mostrarnos precisamente su ranking del año en cuanto a los principales teléfonos del mercado. Como podrás ver, al LG G5 su alma modular le ha valido para colocarse en primera posición como el terminal más fácil de reparar (su nota fue de un 8). Le sigue por debajo el reciente Google Pixel (y su versión XL), con un 7 de puntuación gracias a la mayoría de sus componentes modulares aunque resulta muy difícil abrirlo sin romper su pantalla.

Con la misma nota encontramos también al iPhone 7/Plus (sus baterías y pantallas son los componentes más fáciles de sustituir) mientras que el iPhone SE baja al 6 porque ofrece la versatilidad de sus hermanos grandes pero con la problemática de que resulta muy fácil romper la conexión del Touch ID cuando se trastea con él.

En la parte inferior de la lista, con dos buenos suspensos, tenemos al Galaxy Note 7, difícil de abrir y con una batería complicada de reemplazar y al Galaxy S7 y su versión edge por su diseño de “sándwich de cristal y pegamento” que lo convierten en los teléfonos más difíciles de reparar de todo el 2016.

-Fuente iFixit

Otros Geeks estan leyendo: